¡Hola viajeros! Ya sabéis que hace poco he tenido la maravillosa oportunidad de conocer Granada, y estaba dispuesta a exprimir mis días al máximo y conocer toda la belleza que este lugar podría ofrecerme, hasta el momento desconocido para mí.

Así que, en mis dos días que tenía para conocer esta espectacular ciudad andaluza, mi primera parada tenía que ser, y fue sin duda, la maravillosa Alhambra.

Así que ¡por fin! había llegado el día e iba a conocerla. Desde el centro de la ciudad, miré en el mapa cómo ir hasta allí y decidí ir caminando. ¿Qué mejor manera de conocer los rincones más desconocidos de una ciudad?

Lo que yo no me esperaba era que las cuestas serían aún más pronunciadas de lo que me habría imaginado… pero después de subirlas había conseguido mi objetivo: llegar y ver de bien cerquita La Alhambra. Un vez dentro, sin guía, empecé a recorrerla, sin pausa pero sin prisa, y conocer cada uno de sus preciosos rincones.

La Alhambra

Un poco de historia

La Alhambra es una ciudad palatina andalusí situada en uno de los puntos más altos de Granada (Andalucía, España), la colina Sabika. Se trata de un conjunto de palacios, jardines y fortaleza (alcázar o al-qasr القصر), que sirvió como alojamiento del monarca y de la corte del Reino nazarí de Granada hasta el año 1868, cuando, a raíz de la revolución, quedó desligada de la Corona, pasa al dominio del Estado y es declarada en 1870 monumento nacional. En 2009 fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

La Alhambra domina el horizonte de Granada miremos dónde miremos. Esta fortaleza de cuento de hadas tardó 150 años en construirse y hoy en día es el monumento a la ingeniería musulmana más famoso del mundo occidental.

Recorrer esta maravilla de lugar os llevará aproximadamente unas 3 horas. Yo no cogí guía, porque no me gustan, pero sois libres de hacerlo. Creo que los audioguias cuestan unos 6 euros.

Os recomiendo coger la ENTRADA GENERAL aquí (cuesta 14€, no os dejéis engañar ya que la he visto en otras páginas por el doble del precio) y con ella tendréis acceso a todo, a los Palacios Nazaríes, al Palacio de Carlos V, a la Alcazaba y a los jardines del Generalife.

Otra opción es visitarla de noche, muy muy recomendable (hablo de esto más abajo) pero obviamente de día hay que conocerla sí o sí. Para más info, consultad en la página web del patronato horarios y precios de las entradas.

Antes de ir a Granada había leído en algún blog (ojalá supiera ahora cuál) que con ver La Alhambra por fuera era más que suficiente. Y, queridos amigos, siento deciros que esto no es así. Aunque es espectacular por fuera, no visitarla por dentro es un delito.

Truco para conseguir entradas: miradlas con meses de antelación, si veis que no las conseguís en los días que os interesa, seguid mirando todos los días a partir de las 23h que suelen sacar más entradas a la venta por la noche, sobre todo días antes a los que queremos realizar la visita. Si no la conseguís de ninguna manera, la mejor opción será madrugar e intentar conseguirlas el mismo día en taquilla. ¡Suerte!

¿Qué ver en La Alhambra?

Su aspecto exterior sin elementos decorativos que hicieran que llamara la atención, fue el objetivo con el que se construyó así, de forma que lo que fuera realmente hermoso estuviera dentro, lo que tan solo ‘algunos privilegiados’ podían conocer su interior.

Era como un regalo el que alguien pudiera conocerla por dentro en aquella época y, por supuesto, si lo hacían era por invitación de los reyes que reinaban.

  • Palacios Nazaríes: Fueron la residencia de los reyes de Granada. Cada rey que llegaba al poder debería de construir su propio palacio y es por eso que son tres: el Mexuar, el Palacio de Comares, o de Yusuf I y el Palacio de los Leones, o de Mohammed V. Su interior es precioso y recorrerlo es una experiencia mágica. Lo que más me ha gustado fue el Palacio de los Leones. ¡Es impresionante!

Nota importante: Cuando visitéis La Alhambra, debéis tener en cuenta que esta es la única zona que tiene control horario de acceso, lo que significa que tenéis en vuestra entrada una hora a la que podéis acceder a los palacios (escogida por vosotros) y no se puede cambiar así que sed puntuales o no os dejarán entrar.

  • Alcazaba: se construyó como fortaleza militar de La Alhambra y, junto con Torres Bermejas, es la parte más antigua de La Alhambra. En la Alcazaba podéis visitar la Plaza de Armas, los Jardines del Adarve, la Torre de la Vela y la Torre de las Armas, desde estas dos últimas hay unas vistas espectaculares al barrio de Albayzín.

  • Jardines del GeneralifeEl Generalife es una villa rural con unos enormes y cuidados jardines que rodean La Alhambra, utilizada por los reyes musulmanes de Granada como lugar de retiro. Es un lugar precioso, perfecto para dar una vuelta tranquilos y para terminar nuestra visita. Además desde aquí hay unas vistas impresionantes. 

Visita nocturna a La Alhambra

Si tenéis la oportunidad, y vuestro presupuesto os lo permite, os recomiendo que visitéis La Alhambra también por la noche, ya que es una experiencia única y muy diferente a cuando la visitamos de día, además hay menos turistas por lo que es una visita más tranquila, ideal para las noches de verano. Si en 2017, 2.600.000 fueron los turistas que la visitaron de día, tan solo 67.700 lo hicieron de noche.

Con la caída del sol, La Alhambra adopta una perspectiva más romántica e íntima. Sus colores se potencian gracias a la iluminación que favorece el efecto claro-oscuro y el sonido del agua y del cantar de los pájaros se acentúan aún más transmitiéndonos una sensación de paz tremenda que nos teletransporta a otra época, envueltos en sensaciones únicas.

Os invito a ver este video publicado en el periódico El País, ya que creo que no puede describir mejor la experiencia de visitar a La Alhambra de Granada de noche.

Me encantó conocer este lugar tan idílico y mágico, como lo es toda Granada, a la que espero poder volver muy pronto. Una de las cosas que más me gustan cuando viajo es esa sensación de cuando conozco en primera persona lugares que antes solo había conocido en fotos. ¿También os pasa?

Y no os perdáis estos posts sobre Granada:

Si queréis seguir de cerca mis aventuras, seguidme en INSTAGRAM y TWITTER y ¡que nunca os falten motivos para viajar!


No os olvidéis que siempre hay que viajar con seguro de viaje para vivir vuestra experiencia al máximo sin preocuparos por nada.

Pin It on Pinterest

Share This